30 septiembre 2014

La Junta de Andalucía niega una ayuda a un bebé con el 76% de minusvalía

Sí, este titular podría estar en cualquier periódico del país, y podría referirse a cualquier persona con minusvalía, pero se trata de mi hija. 

En julio de este año salió la convocatoria para las ayudas individuales a las personas con discapacidad, y entre otras cosas, se podía pedir ayuda para costear el transporte a los diversos tratamientos a los que una persona está sometida por su enfermedad.

Mi hija tiene reconocida una minusvalía del 76%, no es poca cosa. Desde que nació, cómo sabéis, estamos dedicados a sus terapias, para aprovechar al máximo su plasticidad cerebral y paliar en la medida en que se pueda las secuelas (no caminar, no hablar, no comer, no tantas cosas...)

Cuando yo solicité la ayuda y leí los "requisitos" me dió vergüenza ajena leer que dependía de los ingresos familiares, como si una minusvalía tuviera algo que ver, como si fuera un capricho que uno quiere darse, como si yo hubiera pedido que mi hija tuviera parálisis cerebral. También ví que pedían los ingresos del año anterior, 2013, y en ese momento pensé "han cambiado mucho las cosas desde el año pasado", porque con la crisis, como en la mayoría de las casas españolas tarde o temprano sufrimos una bajada de ingresos, además de los costes de las terapias. No obstante, me dijeron que lo echara "por si acaso". 

Evidentemente, la resolución de dicha ayuda, que asciende a 1199 euros anuales ha sido denegada. Cuando lo leí sabía que era lo que cabía esperar, pero después me surgieron muchas preguntas: ¿por qué esta ayuda está ligada a un criterio económico familiar? ¿por qué para mi hija no hay poco más de 1000 € al año y sí lo hay para rescatar bancos, ERES, gúrteles, Bárcenas y demás delincuentes?

Seguí haciéndome preguntas: ¿La señora Francisca Díaz Alcaide que deniega la carta se ha parado a pensar en lo que hace? Supuestamente es médico de familia y no debería estar ajena a estas situaciones. Quizá no tenga un hijo o hija con una minusvalía y por eso no tiene empatía, ni ella ni la casta de políticos a la que no le tiembla el pulso denegar una ayuda bien merecida. Quizá debería tener una experiencia como la mía para que el aprendizaje sustituya a esa empatía... ¿Tendría la señora Francisca Díaz Alcaide problemas como el mío para afrontar los gastos de las terapias de un bebé con parálisis cerebral?

Me repugna la hipocresía de la Junta de Andalucía. Quien me lea debe saber que la carta que a mi me ha llegado, igual que llega a muchas casas cartas similares, está directamente relacionada con la política, con las decisiones que se toman en el parlamento, y por tanto, los ciudadanos somos responsables de quién llega al parlamento. Esta señora es del Partido Socialista, un partido de derechas -sí, de derechas-, que no se diferencia en nada al PP; pero lo peor de todo es que en Andalucía forma gobierno con Izquierda Unida, que permite dejar a las personas enfermas sin las ayudas necesarias para sus tratamientos. Eso me duele.

El día a día familiar es tener una agenda cronometrada para cuadrar todas las terapias, me río yo de la agenda del rey y todos los ministros, se la cambiaba ipsofacto, además de los ingresos. Esta casta nunca tendrá problemas en el parto, ni en el posparto, ni desatención hospitalaria, ni tratamientos irrisorios... porque ya se encargan ellos bien de quedárselo todo mientras a los otros nos dan migajas y nos convencen de que "no vamos a encontrar a nadie mejor que ellos" para gobernarnos.

Una persona que nace o le sobreviene una enfermedad incapacitante NO debería ir pidiendo ayudas como si fuera limosna. Eso NO es digno, porque NO se elige. Todos tenemos derecho a vivir dignamente y eso significa tener ingresos garantizados para los tratamientos y el transporte. 

Aquí teneís la información de la señora Francisca Díaz Alcaide. No sé cuánto gana, pero sospecho que no será menos-que-mileurista. Me encantaría saberlo.



Biografía
Twitter

P.D. No soy políticamente correcta porque hablo desde el corazón y la rabia de sufrir una injusticia, que no sólo me afecta a mi, sino a mucha gente. Echo de menos unión para ir todos contra estas injusticias. No quiero pensar en las personas que se encuentren en una situación desesperada, porque nosostros afortunadamente, contamos con el apoyo de nuestra familia y amigos. Pero si estuviéramos solos Alicia no podría hacer los tratamientos, y su calidad de vida sería peor.

2

  1. Toda la razon y es igual en todas las CCAA. Si te cuento de aqui de Cataluña te echas a llorar. Aqu hay recortes para todo y el tema de la dependencia? Eso de que te aprueben un dictamen de una evaluacion médica y luego te digan la cantidad que te corresponde y luego añadan que no vas a cobrar porque no hag dinero. Esto que es???, para que hacen perder el tiempo a la gente y luego se gastan lo que no esta escrito en cosas superfluas. Me indigno

    ResponderEliminar
  2. Buenos dias, adonde hemos llegado? Es inaudito que nieguen esta clase de ayudas, en este caso un bebé, pero tengo que decir que da igual la clase de ayudas que denieguen, cuando alguien la pide es porque la necesita y no por un antojo. Tienes toda la razón, si hubiera en sus familias alguien con alguna minusvalia otro gallo les cantaria. A lo mejor nos podrian llegar a entender , aunque fuera solo un poco. Ah y además sé de lo que hablo, en una ocasión pedi ayuda en los servicios sociales de mi comunidad y tambien me la denegaron. Es indignante no, lo siguiente. Animo con tu niña que seguro sale adelante en la medida de lo posible. Un saludo.

    ResponderEliminar

Entradas relacionadas
Hazte con tu taza solidaria